La escuela y la familia son las dos grandes instituciones educativas de las que disponenlos niños y niñas para construirse como ciudadanos. Por tal motivo, ni la escuela por una parte nitampoco la familia, pueden desempeñar dicha función de manera aislada y diferenciada la una de laotra. Como bien expresa Bolívar (2006), la escuela no es el único contexto educativo, sino que lafamilia y los medios de comunicación desempeñan un importante papel educativo. Por tanto, laescuela por si sola no puede satisfacer las necesidades de formación de los ciudadanos, sino que laorganización del sistema educativo, debe contar con la colaboración de los padres y las madres,como agentes primordiales en la educación que son, de los alumnos/as, que ellos deben formar