La investigación es fundamental para el desarrollo de la educación. Gracias a ella se puede consolidar el conocimiento sobre los fenómenos educativos, obtener información sobre la realidad educativa y también tomar decisiones y mejorar la práctica